Muerte entre las flores

domingo, julio 30, 2006

El problema de la perspectiva


Existe un problema mental acerca de la perspectiva que no tiene nada que ver con la capacidad visual. Es un problema de situación del ego propio (sin sentido peyorativo) y de los hechos que nos ocurren en un marco apropiado.

Muchas veces, pierdo de referencia los valores humanos que mis padres me han enseñado y también el hecho de que soy un ser humano del primer mundo, nacido en una familia de clase media.

Esto hace que la percepción de la dimensión de mis problemas, que son míos y por eso suelen estar en un primer orden en mis pensamientos, sea distorsionada. Suelen acarrearme disgustos problemas como el trabajar un día más de la que me corresponde o el hecho de no disponer del tiempo suficiente para realizar todas aquellas cosas que realmente me gustan.
Son mis problemas y me deben preocupar, la cuestión es: ¿Se deben comparar con los problemas que tiene una persona del tercer mundo? ¿Deben acarrearme disgustos?

A veces, cuando recurro a otra perspectiva de los asuntos, me siento un poco avergonzado por sentirme mal y frustrarme por cuestiones parecidas a las que he expuesto más arriba. Sin embargo, no consigo aclarar cuál es el punto de perspectiva óptimo.

¿Debo relativizar todas aquellas cosas que me frustran debido a que hay personas en el mundo que viven otra situación en las que las preocupaciones son el hambre, el sida, la guerra, etc o por el contrario, debo de darles la importancia que les estoy dando ya que en mi mundo, esas son las preocupaciones y no otras?

El hecho de no tener los problemas de subsistencia o de guerra me hace sentirme afortunado, pero en general no consigue que deje de sentir frustración cuando los otros problemas se me aparecen...

Etiquetas:

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Links hacia este post:

Crear un enlace

<< Home